• 976458312
  • info@residenciapilarizquierdo.es

Ideario

Nuestro ideal se rige por:

La practica fiel y amorosa de nuestra entrega al Servicio de Cristo y de su Iglesia, especialmente a quien más lo necesite, entre ellos, el colectivo de personas mayores.

La Residencia mixta y de Servicio de Estancias Diurnas “Madre Mª Pilar Izquierdo” es un lugar de encuentro de personas mayores; para que este encuentro resulte adecuado la Residencia pondrá todos los medios a su alcance con el fin de:

  • Animar y coordinar las exigencias y necesidades de los ancianos del centro.
  • Programar la vida del centro en orden a conseguir el desarrollo integral de la persona residente.
  • Fomentar y promover un ambiente de convivencia, en actitud de profundo respeto a la persona residente.
  • Desarrollar su misión teniendo presentes los valores humanos y los principios evangélicos.
  • Dinamizar y reavivar el sentido de la vida.
  • Intentar que los ancianos se comprometan en la realidad social que los rodea y adopten una actitud abierta hacia la misma.
  • Proporcionar calidad de vida a las personas mayores, haciendo de la Residencia el lugar que les proporcione más años a su vida y más vida a sus años.
  • Considerar a los ancianos bajo los siguientes aspectos fundamentales:

 

  • La dimensión individual, promoviendo en ellos la seguridad en sí mismos, la superación del individualismo y el aislamiento, la aceptación de las propias limitaciones, el cultivo del equilibrio afectivo y psíquico.
  • La dimensión social, con el fin de potenciar la capacidad de apertura y respeto hacia la nueva situación en que viven, animarlos a participar y colaborar en la vida social de la Residencia, fomentar el dialogo y la comunicación con otros residentes y sus familiares.
  • La dimensión trascendente. Facilitando la promoción del respeto mutuo, la oferta para su libre aceptación de los valores cristianos como generadores de actitudes humanizadoras; la presentación de los valores éticos y morales como integradores básicos de la persona humana y de su conciencia; EL ofrecimiento del servicio religioso para quien lo desee, respetando las diferentes opciones y procurando fomentar la esperanza y confianza en Dios Padre que nunca falla.